Testimonios

Work and Travel fue mi punto de partida para conocer el mundo

Work and Travel fue mi punto de partida para conocer el mundo

Piero Oscanoa Chanca – Lima
18 años
Universidad de Lima
Pats Peak Ski Area

Nunca hubiera imaginado que tener la mejor experiencia de mi vida este al alcance de mis manos a esta edad. Cuando ingresé a INTEJ no imaginaba las cosas que vendrían y menos que encontraría mi segundo hogar lejos de mi país.
El programa Work and Travel fue mi punto de partida para conocer el mundo, hacer amigos inigualables y llevarme recuerdos que no olvidaré, sin duda la aventura fue buena y no dudo en repetirla.
No esperes a vivir un verano común hay un mundo que te espera!

Esta experiencia fue increíble

Esta experiencia fue increíble

Candy Ventura Luque
22 años – Lima
Universidad Inca Garcilaso de la Vega
Red River Ski Area

Jamás podré olvidar lo que viví participando en el programa WORK & TRAVEL.Como les puedo contar mi testimonio sobre esta experiencia fue increíble . Fue muy difícil decidirme por un empleador luego de buscar encontré RED RIVER SKI AREA ubicado en NEW MEXICO.
La experiencia vivida en ese lugar fue maravillosa, un pueblo lleno de gente muy amigable que te saludaban sin conocerte y te brindaban su apoyo.Vivir muy cerca al trabajo fue lo mejor.
Tuve un ambiente de trabajo increíble con jefes muy amigables que no solo se convirtieron en solo jefes ,sino que ahora son unos muy buenos amigos.
El ultimo día fue muy difícil ya que era el momento de despedirse y aquellos jefes que ahora son amigos nos hicieron una gran despedida.
Sin lugar a duda es una experiencia inolvidable que te enseña muchas cosas.

Soy de Arequipa y fue la primera vez que viaje tan lejos

Soy de Arequipa y fue la primera vez que viaje tan lejos

Noemi Laura Calcina – Arequipa
25 años
Universidad Nacional de San Agustin
Hotel and Resort Lutsen – Minnesota

Hola mi nombre es Noemí Laura, yo participe en el programa work and Travel del verano 2012-2013, y tuve la suerte de llegar a un lugar tan especial, como la gente que vive allí, Lutsen –Minnesota.
Yo soy de Arequipa y por ser esta la primera vez que viajo tan lejos, tenia muchos sentimientos encontrados, emoción, miedo y sobre todo muchas expectativas y deseos de vivir en esta aventura una grata experiencia; todo lo que esperaba de este viaje fue felizmente superada, el cariño y las atenciones de las personas que trabajaron conmigo y de la población en general fue mas que lo que esperaba recibir de personas que no conocía. Además de ello no solo compartí con personas originarias de Estados Unidos; sino, que como yo había muchos estudiantes que viajaban desde Venezuela, Chile, Argentina, Brasil y por supuesto muchos peruanos de Lima, Trujillo, Piura y Huancayo.
Las ventajas que tuve al estar allí fueron muchas, desde los inolvidables momentos compartidos con cada uno de mis amigos, hasta el trabajo que me permitió viajar y conocer otras ciudades como Nueva York.

Viajar por primera vez y sola

Viajar por primera vez y sola

Cinthia Velásquez Díaz – Lima
22 años
Universidad Federico Villarreal
Destination Vail Resorts – Colorado

Viajar a USA con el programa Work and Travel por primera vez y sola, fue sin duda un desafío muy grande. Pero no lo hubiese podido lograr si no fuera gracias a Intej, mi familia y amigos.
Uno de los procesos de todo el programa, era la feria de trabajo, donde te presentabas a la entrevista con el empleador que habías escogido anteriormente. Y la alegría que sentí cuando “Destination Resort Vail The Landmark”, me acepto para trabajar con ellos, es algo que no tiene explicación, sentía que se iba concretando paso a paso mis sueños para viajar a USA. En un abrir y cerrar de ojos, estaba escuchando la ultima charla que me diera Intej, la de “Orientación antes de Viajar‏” Y así, ya estaba preparada y lista para mi primera experiencia de vida en el extranjero.
La verdad es que toda la experiencia es muy positiva, aprendí a convivir en grupo, conocí la cultura de ese país, incremente mis habilidades en el ingles, tuve la oportunidad de hacer ski y patinar sobre hielo. Vivir en un lugar rodeada de nieve por 4 meses fue lo máximo. Una de las cosas que me agradaron fue, la buena onda de los supervisores y de mi empleador, tanto en el trato como en la flexibilidad. Todo es muy relajado, no te hacen problema por nada, es decir la forma que se trata al empleado allá es muy pero muy buena y aparte te premian cuando demuestras buena voluntad.

Experiencia de trabajo USA – Big Sky, Montana

Experiencia de trabajo USA – Big Sky, Montana

Alvaro Sanjinés Arbe – Lima
23 años
UPC
Big Sky Resort – Montana

Recuerdo que cuando tomé la decisión de viajar, junto con unos primos, elegimos Intej porque era la mejor recomendación que teníamos. La cual en verdad resulto muy buena ya que nos ayudaron en todo lo que necesitábamos con respecto al programa. Como nunca había viajado al extranjero antes, al llegar a Estados Unidos me sorprendió la grandeza de los aeropuertos y la amabilidad de la gente. Una vez que llegamos al resort donde trabajaríamos me asombró la cantidad de nieve que había y el frío insoportable que hacía. Recuerdo también que, como estábamos en lugar bien alejado, a principios de temporada habían muy pocos latinos, asique solo hablábamos español para comunicarnos entre nosotros y cada vez que escuchábamos algún dejo latino escuchábamos que alguien hablaba español nos acercábamos para preguntar de donde venía, que hacía por acá y cosas como esas. Así fue como conocimos a bastante gente de diversos lugares del mundo.

Cada día y cada noche era una experiencia nueva; como por ejemplo, en el trabajo, a pesar de que a veces podían ser trabajos pesados, la amabilidad y la alegría de la gente hacían que se volvieran ligeros, divertidos y en ciertas ocasiones podía llegar a extrañar no trabajar en los días libres. Otro ejemplo fue el día en que aprendí a hacer snowboard. En un principio me daba miedo andar por las pistas difíciles, pero a medida que nuestro grupo fue creciendo ese miedo desapareció, ya que nos cuidábamos entre nosotros y esperábamos a los que se relegaban, si es que el camino de regreso era muy largo. Creo que de todas las experiencias vividas en esos tres meses, hacer snowboard fue la mejor de todas, a pesar de que no fue nada fácil aprender, ya que tuve que pasar caída tras caída. Pero, a pesar de que caer sobre hielo duele bastante, como me gustaba ese deporte seguí insistiendo e incluso aprendí a hacer trucos.

Obviamente no todo fue deporte y trabajo, también habían celebraciones, fiestas y grandes juergas. Días antes de navidad, por ejemplo, el mismo resort no invitó a todos sus empleados a un banquete de integración, como le llamaban ellos, donde las cabezas del resort, los jefes y managers nos servían a nosotros. Obviamente el día mismo de navidad nosotros, con otro grupo de peruanos, nos reunimos en uno de los cuartos para celebrara nuestra navidad. Año nuevo también tuvo lugar para una celebración, donde toda la gente se reunió en la base de la montaña para ver fuegos artificiales al sonar de las 12, después eso se fuimos a uno de los bares a terminar de celebrar.

Además de todas las celebraciones, también viajamos y conocimos otros lugares geniales como el Parque Nacional de Yellowstone, donde vimos diversos animales y sus famosos géiseres.

Y así se pasó la temporada y la gente se comenzaba a ir. Esa fue la parte que menos me gusto de todas, ya que al empezar mis clases de universidad temprano en marzo, fui yo uno de los primeros que se tuvo que ir. Y a pesar de que me daba mucha pena regresarme y que todas esas experiencias se terminaran, sabía que había hecho muy buenas amistades y que si alguna vez regresaba las iba a encontrar para poder vivir todo una vez más.